Busca en Alfoz de Lloredo

esenfrde

Camino del Barrio del Torriente y sitio de hoyos hay un Castro con varias cuevas, llamadas, vulgarmente, LAS JUNCANAS. Varias están habitadas y otras no, debido a la maleza barda, castellana que no se puede quemar porque no arde, y que, como Cualventy, costaría mucho ponerlas a la luz. Pues estas cuevas, sus niveles, casi las cubren. En una de ellas, bien camuflada y por encima de la boca del Barrio de Bárcena se han encontrado pequeños trozos de cuerpos humanos, asegurando uno de los expertos del Museo Provincial, que son Prehistóricos.

Estas cuevas, lo mismo que todas las del Pueblo, tienen a su entrada piedras sueltas ya casi enterradas y se ve claro que las empleaban por la noche para cerrar la puerta.

Pudiera dar algún día una agradable sorpresa, pues el profano en la materia, se da cuenta de que fue un Castro viviente.

 

Valetín Usamentiaga.